Cursos
Prematrimoniales

Curso Prematrimonial en Talavera de la Reina. Tema 8 "Ayuda para el Camino. Espiritualidad Matrimonial"

 4. VIVIR LA ESPIRITUALIDAD MATRIMONIAL

Cuando llegamos al matrimonio, también cada uno lleva su espiritualidad, sus vivencias de Jesús, pero desde el mismo momento que recibimos el sacramento del matrimonio, nuestra espiritualidad debemos vivirla juntos. Jesús se instala junto a nosotros y nos dice: “y serán una sola carne”, por lo que tenemos ante nosotros un itinerario que tenemos que vivir en pareja.

Decía que la espiritualidad de los laicos «debe asumir características peculiares por razón del estado de matrimonio y de familia» (Cfr. AL.367) y que las preocupaciones familiares no deben ser algo ajeno «a su estilo de vida espiritual». (Cfr. AL. 313).

La presencia del Señor habita en la familia real y concreta, con todos sus sufrimientos, luchas, alegrías e intentos cotidianos. Cuando se vive en familia, allí es difícil fingir y mentir, no podemos mostrar una máscara. Si el amor anima esa autenticidad, el Señor reina allí con su gozo y su paz. La espiritualidad del amor familiar está hecha de miles de gestos reales y concretos. En esa variedad de dones y de encuentros que maduran la comunión, Dios tiene su morada. (Cfr. AL. 315).